11 Tips para adquirir buenos hábitos alimenticios | iohanes

11 Tips para adquirir buenos hábitos alimenticios

Ensalada con diferentes ingredientes encima de una mesa de madera
¡Puntuación del articulo!
4.5/5

No existe un manual para empezar a vivir y tener hábitos alimenticios de inmediato, pero si le pones interés y disciplina puedes adoptar una mejor manera de cuidar tu alimentación, experimentar los beneficios que proporcionan las comidas saludables y empezar a ver los cambios positivos que generan en tu salud.

Cabe destacar que hay infinidades de consejos de hábitos saludables que puedes aplicar en tu vida, el detalle es que funcionen. Déjame decirte que eso solo va a depender de ti y de lo interesado que estés en que tu vida alimenticia de un cambio y en general también porque como dicen por ahí coloquialmente eres lo que comes. De la alimentación depende tu salud corporal, apariencia física, salud mental y hasta tu autoestima.

niña comiendo sandia teniendo hábitos alimenticios

Consejos de hábitos alimenticios saludables

Anteriormente te indicamos que existen muchos consejos, sin embargo, como nosotros nos preocupamos por ti, decidimos listarte los más efectivos que darán un vuelco positivo en tu alimentación. La comida saludable es vital para poder estar sano, si pones la atención adecuada en el momento de prepararla en cuanto a lo que debes usar y lo que no, vas por buen camino.

Sin más preámbulos, los consejos más efectivos para adquirir buenos hábitos alimenticios son:

Dietas personalizadas para cada persona: cada individuo tiene unas características diferentes, que se basan en su edad, constitución, estado de salud general, actividad diaria y ritmo de vida. En este punto es importante adecuar la dieta a sus características para evitar el abandono y también facilitar la adaptación.

Gastar más calorías de las que consumes: no necesitas contar las calorías que consumes, ni volverte loco con eso, solo debes buscar una manera consciente de quemar más calorías como: salir a caminar todos los días, correr, tomar clases de baile entre otros. Y, además, cuidar de tu dieta.

Consume más alimentos frescos: es importante saber que la base de cualquier dieta saludable debería estar fundamentada en comer productos frescos y en desechar los envasados o preparados. Las frutas, y sobre todo las verduras, poseen muchas menos calorías que los alimentos preparados y son más sencillos de digerir. Cuando incluyes estos alimentos en tu dieta generas una comida saludable, con la que te sentirás lleno de forma rápida, consumirás muchas menos calorías y le darás a tu cuerpo vitaminas de primera mano.

Come alimentos bajos en grasa: esto quiere decir que debes evitar alimentos fritos, procesados, con mantequilla y margarina.

Evita el azúcar y los refrescos: puedes comenzar a bajar el azúcar que pones al café, compleméntalo comprando productos bajos en azúcar.

Hidrata el organismo: este punto es súper importante, se aconseja ingerir entre 2 y 2,5 litros de agua a diario. Cabe destacar que esta cantidad variará en función de la actividad diaria, la edad y el calor ambiental. Beber agua antes de cada comida ayuda a sentir una sensación de saciedad antes de tiempo. El agua también ayuda al organismo a estar hidratado y a su vez a que realice sus funciones correctamente. Nuestro intestino trabaja de manera adecuada gracias al consumo de agua y se evita el estreñimiento en el mayor de los casos.

Articulo recomendado  10 Frutas altas en fibra que deben estar en tu dieta
botella de agua vaciándose en un baso

Supervisa bien el tamaño de las raciones: no es necesario que te compliques para recordar las raciones en cada comida, tampoco es necesario que uses una báscula o medidor. Simplemente hay que recordar bien lo siguiente:

Porción de carbohidratos (arroz, pasta, pan, etc): debe ser equivalente a un puñado, máximo dos.

Porción de carne: máximo del tamaño de la palma de tu mano (sin los dedos). Se puede sustituir por otros alimentos ricos en proteínas como garbanzos, tofu entre otros.

Porción de frutas y verduras: debe ser equivalente a tres puñados o hasta que te sientas satisfecho.

Planifica las comidas saludables con anticipación: crea un menú semanal en el que se incorporen las raciones necesarias que se deben consumir de todo tipo de alimento, esto también te ayudará a planificar la compra semanal, a preparar las comidas antes si es necesario y consumir alimentos más sanos. Te ayudará a evitar el picoteo de última hora, la improvisación o consumir alimentos pocos saludables. Quizás te interese leer: (15 comidas sanas que harán valorar tu alimentación)

En definitiva, estos consejos te servirán si logras cumplirlos en su totalidad, es evidente que necesitas una planificación para poder tener un control y que el trabajo se haga más fácil y fluido.

Los beneficios siempre van a ser mayores a los sacrificios que tengas que hacer para adoptar una vida saludable, no importa cuánto te esfuerces, si no estás haciendo lo correcto lamentablemente pierdes el tiempo.

La comida saludable debe ser tu pan de cada día, sin ella no podrás adoptar los hábitos alimenticios saludables que necesitas para vivir mejor. También tu paladar será complacido de forma sana, porque a medida que incluyas una dieta saludable tu gusto se acostumbrará a alimentos ligeros y sin grasas, que probablemente antes eran tus preferidos.

Otras recomendaciones para adoptar una vida saludable

No necesitas morirte de hambre para llevar un estilo de vida saludable, al contrario, las mayorías de las dietas consisten en muchas comidas al día, que incluyen meriendas, por supuesto que todo este proceso comenzará a cambiar tu metabolismo para bien, obviamente.

Gracias a la reducción y nivelación de alimentos podrás tener un desarrollo más favorable, te sugerimos alinear tu mente a todas estas cosas, es decir, prepararte a nivel psicológico para que lo que estas dejando no cause un colapso en ti. Hay muchas personas que son adictas al cigarrillo, al tabaco o a las drogas, pero otras son adictas a las comidas ya sean las grasientas, las chatarras y los dulces, por lo que será igual de traumático dejarlo, si no hay una previa preparación mental en cada individuo y optar a los hábitos alimenticios es de suma importancia para evitar estos malos hábitos.

Articulo recomendado  La importancia de tener una buena nutrición
plato de avena con frutas

No te limites, todo está en tus manos, si comes mal es tu responsabilidad, si comes bien también es tu responsabilidad, por lo que te recomendamos que tomes el control de tus hábitos alimenticios. Y si no eres capaz de hacerlo porque te cuesta mucho, no tienes fuerza de voluntad o simplemente no has reconocido esta tendencia como un problema, contacta un especialista que te ayude a afrontar esta realidad. Queremos lo mejor para ti y ayudarte nos complace en gran manera. ¡Suerte!

Articulos relacionados

Categorias

Sígueme